Jornaleros de San Quintín en el Senado: Una realidad desgarradora

Escrito por

Por Nancy Rodríguez

El caso de San Quintín refleja una realidad desgarradora de constantes violaciones a derechos humanos y laborales de los jornaleros, que se creía extinta, aseguraron Senadores de la República

 

En este sentido, aseveraron que este tema preocupa e interesa a todas las fuerzas políticas del Congreso de la Unión, quienes ya trabajan por dar una solución real a esta situación.

En una reunión celebrada entre legisladores y jornaleros agrícolas de San Quintín, en el Senado de la República el Presidente del organo camaral Miguel Barbosa Huerta señaló que su situación revela un problema estructural que se repite en distintas regiones del país.

 

“Refleja una realidad de desplazamiento de las regiones que se da a pesar de múltiples programas de los gobiernos municipales, estatales y federales, que son insuficientes para resolver el problema del campo”, afirmó.

 

Informó que una subcomisión integrada por legisladores de diferentes partidos visitará San Quintín para conocer de cerca la problemática que se vive y plantear acciones concretas para su solución, aunque, dijo, es fácil adivinar la forma en que se desarrollan.

 

“Ahí se pueden encontrar muchas cosas: violación de derechos humanos, violación del derecho al trabajo, violación al derecho a la educación o la obligación de establecer educación a los menores" Un marco legal mexicano que es insuficiente, señaló Barbosa Huerta.

 

El coordinador de los senadores del PRD aseguró que “legislación no hace falta, lo que faltan son acciones y la aplicación efectiva de las leyes”.

“Se trata todavía de una economía que no alcanza para poder satisfacer las necesidades de su pueblo, esa es la razón”, mencionó.

 

Por su parte, la senadora Angélica de la Peña Gómez informó que la subcomisión que se integrará tendrá como objetivos verificar y elaborar un informe sobre la situación de los derechos humanos de las y los jornaleros agrícolas en la región de San Quintín; además, de conciliar una agenda con la Comisión de Derechos Humanos del Congreso de Baja California.

 

“Esta subcomisión nos estamos proponiendo que no pase de 40 días en buscar, junto con ustedes y con las distintas instancias, las soluciones de los distintos problemas que ustedes están planteando y nosotros incidir desde el Senado de la República, contribuir a que esto se logre”.

 

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos Angelica de la Peña hizo un llamado a no politizar ni partidizar el asunto para evitar que se le pueda dar una connotación electoral.

 

“Necesitamos garantizar que ningún jornalero de San Quintín se vea afectado por pedir al Estado mexicano justicia”, enfatizó.

   

Compartir: